domingo, 6 de diciembre de 2015

JUBILEO DE LA MISERICORDIA EN LA DIOCESIS DE BURGOS

El papa Francisco considera la misericordia como la más grande de las virtudes, aplicándola al mismo Dios como expresión incluso de su omnipotencia.
 Juan Pablo II la consideraba «el más grande entre los atributos y perfecciones de Dios», el «segundo nombre» de Dios después del de Yahvé.
 Es decir, se trata de una modulación del amor: es la prueba de cómo Dios ama realmente en lo concreto, en las circunstancias reales, difíciles y complejas, de la psicología y de la historia humanas. ...


Esa peculiaridad de la misericordia respecto al amor la hace aparecer como una «potencia especial del amor» o «el aspecto más profundo del amor».
 La fuerza de la misericordia han llevado a que el 2016 sea un año dedicado a profundizar y experimentar el amor al prójimo que conlleva.
 De ahí que toda la Iglesia celebre a lo largo del próximo año un jubileo centrado en esta dimensión esencial en el cristianismo promoviendo el amor al prójimo en todos sus niveles y llevando a la práctica de forma impulsada y renovada las obras de misericordia.


 Eventos en la diócesis

 Y desde la diócesis de Burgos, empiezan los actos para adentrarse en este año de Misericordia, que arrancará el 12 de diciembre a las 17:00 horas con una procesión que partirá del convento de las Madres Salesas

salesas burgos

 y que concluirá con la entrada por la puerta santa de la catedral (por la fachada principal), donde a continuación tendrá lugar un eucaristía de apertura del año santo presidida por el arzobispo, Fidel Herráez Vegas.



Acto de inauguración del Año Santo de la Misericordia en Burgos: procesión desde el monasterio de las Madres Salesas, apertura de la Puerta Santa de la catedral y celebración de la eucaristía.



Tras la lectura del evangelio, una procesión ha recorrido las calles del centro de la ciudad hasta llegar a la seo, donde tras la apertura de la Puerta Santa ha tenido lugar la celebración de la eucaristía, que ha comenzado con el rito de la aspersión del agua bendita como acto penitencial y recuerdo del bautismo.

 


«Abridme las puertas de la justicia y entraré para dar gracias al Señor». Con estas palabras del salmo, el arzobispo de Burgos, Fidel Herráez Vegas, ha abierto la Puerta Santa del Perdón de la catedral de Burgos, entrando por ella con el evangeliario en las manos y encabezando una procesión que ha llenado de fieles y sacerdotes el primer templo de la diócesis.

 Con este acto, y por deseo del papa Francisco, la Iglesia burgalesa se une al Jubileo de la Misericordia que se celebrará en todo el mundo hasta el próximo 20 de noviembre de 2016 y cuyo objetivo es, en palabras del arzobispo, «ponernos a punto para acoger lo que Dios quiere de nosotros y animarnos a cumplirlo unos a otros»

  http://www.archiburgos.es/2015/12/12/galeria-fotografica-apertura-del-ano-de-la-misericordia/

En su homilía, el pastor de la diócesis ha asegurado que éste debe ser «un año de gozoso esfuerzo», de «ponernos a tono y descubrir qué debemos hacer para llevar adelante lo que Dios quiere de nosotros». En este sentido, ha animado a los presentes a «no vivir el jubileo impunemente» y «cambiar a lo largo de este año en nuestra vida lo que sea más llamativo y urgente para ser mejores hijos de Dios y hermanos unos de otros».

 

Homilia
http://www.archiburgos.es/wp-content/uploads/2015/12/2015-12-13-homili%CC%81a-apertura-an%CC%83o-misericordia.mp3

Los siguientes eventos programados con motivo de este año jubilar serán los siguientes: El 10 de febrero, a las 18:30 horas y siendo Miércoles de Ceniza, el arzobispo presidirá en la catedral una celebración penitencial antes de la eucaristía de imposición de la ceniza.



Otro acto al que se le quiere dar énfasis durante este jubileo es el de las llamadas «24 horas para el Señor». Desde las 18:00 horas del viernes 4 hasta las 18:00 horas del sábado 5 de marzo, las parroquias de San José Obrero, la Real y Antigua y la Anunciació de Burgos, la de San Nicolás de Miranda y la de Santa María de Aranda acogerán esta jornada completa de adoración al Santísimo y confesiones.

  Por otra parte, el 6 de marzo, las parroquias burgalesas realizarán la lectura de un comunicado a manos de los distintos grupos y movimientos pertenecientes a cada una de estas parroquias, que trabajarán a lo largo del curso en un análisis que intente descubrir el modo en que la Iglesia burgalesa está viviendo las obras de misericordia.

  En abril, continuarán los eventos con el Domingo de la Divina Misericordia que tendrá lugar el día 3. El monasterio de las Madres Salesas acogerá una eucaristía a las 18:00 horas tras la cual, ante la puesta santa de la catedral, se leerá un comunicado diocesano.

Finalmente, la clausura diocesana del Año de la Misericordia tendrá lugar el 12 de noviembre a las 17:00 horas en la catedral con una solemne eucaristía presidida por el arzobispo en acción de gracias por el jubileo.


Templos jubilares

  Todos los viernes de 17:00 a 19:00 horas, el monasterio de las Salesas



acogerá los «Viernes de la Misericordia», un servicio de escucha y acogida, con adoración al Santísimo y posibilidad de confesión. A las 19:00 horas comenzará el rezo de Vísperas con las religiosas.
 El primer viernes de cada mes, a las 19:00 horas, habrá eucaristía y oración dirigidas por el Apostolado de la Oración.

  La diócesis ofrece también la oportunidad de celebrar la indulgencia durnte todos los días en la capilla del Santo Cristo de la catedral



y en las parroquias

de Santa María La Real y Antigua de Gamonal,

La Antigua Gamonal 1.JPG
Santa María de Aranda de Duero,
 San Nicolás de Bari de Miranda y
Santa Cruz de Medina de Pomar,
 así como en los santuarios de Santa Casilda en la Bureba y San Pedro Regalado de la Aguilera.

 Asimismo, se podrá lucrar la indulgencia en el monasterio de las Salesas los viernes; en las capillas de los hospitales el 1 de mayo (fiesta de la Pascua del Enfermo) y en el centro penitenciario el 24 de septiembre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario