jueves, 4 de junio de 2015

EL CORPUS CHRISTI Y EL ARTE




"Procesión del Corpus en Sevilla", Manuel Cabral y Aguado Bejarano (1857). Museo Nacional del Prado, Madrid.




Uno de los mejores representantes del costumbrismo andaluz en el Romanticismo Español.


PROCESIÓN DEL CORPUS EN SANTA MARÍA

Sortida de la processó del Corpus de l'església de Santa Maria.jpg

Obra de Ramón Casas en 1907.
Oleo sobre lienza que se encuentra en
Museo Nacional de Arte de Cataluña, Barcelona, España


 En 1896, una bomba anarquista explotó en media procesión del Corpus Christi, que había salido de la iglesia de Santa María del Mar de Barcelona, mató a doce personas y sembró el pánico en la ciudad. El hecho, que fue conocido como el Atentado de la Procesión del Corpus, formaba parte del turbulento panorama social en la Cataluña de principios del siglo XX, dominado por atentados anarquistas como este o el que había tenido lugar en el Gran Teatro del Liceo cuatro años antes.

 Casas elige, para la pintura, el momento de la salida de la procesión de la iglesia, antes de su paso por la calle Canvis Nous, donde se produjo el atentado.

 La escena está encuadrada desde una visión de altura y el pintor se recrea en el juego cromático y festivo de los estandartes, los damascos colgados de los balcones y los velos de las niñas vestidas de Primera comunión que acompañan la procesión, aludiendo así de forma elíptica al caos y la desesperación que se producirá poco después y de lo que sus personajes son ajenos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario