viernes, 10 de julio de 2015

PUERTA DE LA JUSTICIA DE LA ALHAMBRA

PUERTA DE LA JUSTICIA

De las cuatro puertas exteriores del recinto amurallado de la Alhambra, la más monumental es la Puerta de la Justicia, edificada en 1348.
 La Puerta de la Justicia, conocida también como Puerta de la Ley en tiempos de los árabes, Bib-Xarea, fue mandada construir por Yusuf I en 1.348.

 No obstante parece ser que su verdadero nombre era Bib-Xaria, Puerta de la explanada y hacía referencia al espacio que delante de ella había.
 Esta explanada, hoy ocupada por jardines, arboleda y paseos, funcionaba como campamento, campo de maniobras y desfiles y se extendía hasta Siete Suelos.

 La Puerta de la Justicia se encuentra en la muralla sur de la fortaleza junto al Pilar de Carlos V y es una de las principales entradas al conjunto de la Alhambra.

Según reza la inscripción que se encuentra sobre el arco de la puerta interior, fue construida por Yúsuf I (1333-1353), llamada «Bib Axarea» o puerta de la explanada y terminada en el mes de la Natividad magnificada de 749 (Junio de 1348 de la era cristiana).




Portalón a la izquierda de la puerta.


 La fachada presenta un gran arco de herradura, con recuadro de ladrillo, dintel abovedado y en la clave de marmol, una mano grabada en el hueco, considerada por unos amuleto para curar el mal de ojo y por otros emblema del Corán, porque sus cinco dedos corresponden a sus cinco preceptos fundamentales: unidad de Dios, oración, ayuno, limosna y peregrinación a la Meca al menos una vez en la vida.


Puerta de la Justicia. Granada.
La entrada es de doble recodo como no podía ser menos en tan importante fortaleza militar

Si penetramos en ella, veremos como conduce a un recinto quebrado, muy propio de las entradas árabes con el fin de defenderse mejor en un asedio. Puedes picar sobre el hueco de la puerta para ver una imagen del interior.


 Cuatro columnas adosadas en cuyos capiteles aparece la profesión de Fe musulmana, enmarcan el portón de la entrada que ha conservado sus hojas de madera chapadas en hierro y demás herrajes originales, recientemente restaurados.

Tras el espacio abierto que encontramos al traspasar el arco, nos encontramos, en la puerta interior, con otro arco de piedra, también de herradura y abovedado como el anterior, con conchas en su clave y albanegas
. En los ábacos de los capiteles de sus columnas se puede leer: «Alá es grande. No hay otro Dios que Alá y Mahoma es su profeta. No existe fuerza sino en Dios».


 En la dovela central del dintel aparece una llave con un cordón, cuyo significado no está muy claro, aunque se dice que es el símbolo del poder de abrir y cerrar las puertas del cielo concedido a Mahoma, según reza el Corán.

 Sobre este arco encontramos la inscripción que hace referencia a la fecha de la construcción de la puerta, anteriormente mencionada.


 Sobre la inscripción, existe una hornacina con una escultura de la Virgen María y el Niño Jesús, réplica de la original, de 1501, que se encuentra en el Museo de Bellas Artes.



Detalle de la inscripción fundacional en mármol policromado, así como de la decoración de paños de sebka en azulejos


Entrando  pasamos a un pequeño recinto abobedao
Puerta de la Justicia




El interior, como es característico de estas construcciones defensivas, se desarrolla en doble recodo, salvando un pronunciado desnivel, cubierto sucesivamente por bóvedas de aristas y una cúpula, pintadas con ladrillo rojo fingido, una de las características de la arquitectura nazarí.


 La puerta de salida, también con arco de herradura, presenta una decoración de azulejos y ataurique en su albanega izquierda hemosísima.



 Antes de la salida de la torre, y en uno de los huecos existentes para la guardia, existe un retablo que reza:

 «Los muy altos cathólicos y muy poderosos señores don fernando y doña ysabel rey y reyna de nuestros señores, conquistaron por fuerça darmas este reino y cibdad de granada, la qual después de auer tennido sus altezas en persona sitiada muncho tienpo el rey moro muley hazen les entregó con su alhanbra y otras fuerças a dos días de enero de mil y CCCCXCII años. este mismo día sus al. pusieron en ella por alcayde y capitán a don yñigo lopez de mendoça conde de tendilla su vasallo, al qual partiendo sus al. de aquí dexaron en la dicha con quinyentos cavalleros e mill peones e a los moros mandaron sus al. quedar en sus casas en la cibdad e sus alcarias como primer estavan. este dicho conde por mandamyento de sus al. hizo hazer este algibe.»


Esta placa, en el interior de la Puerta de la Justicia, conmemora la primera misa celebrada tras la conquista de Granada en 1492, junto a la Ermita de San Sebastián 

y un altar capilla, sin ser de iglesia, muy emblematico


El altar donde los Reyes Católicos recibieron las llaves de la ciudad de un Boabdil a punto de la lágrima.
 El altar dicen que es precioso, dicen que es de la Virgen de la Antigua y dicen que se abre no se qué día del año. Son las cosas de esta ciudad, se tienen cerradas para que no se estropeen


A la salida de la Puerta se construyó, a petición de los vecinos de la Alhambra en 1588, un retablo, obra de Diego de Navas el Joven, en el lugar en que se celebró la primera Misa tras la conquista.

 La presencia de este retablo en semejante sitio se debe a que este es uno de los que la tradición señala como lugar donde se celebró la primera misa tras la entrega de la ciudad a los Reyes Católicos. El mismo se compone de varias tablas en las que se representan santos relacionados con la Reconquista.
 Así podremos observar a San Miguel venciendo al demonio representado por un sarraceno y a Santiago Apóstol a caballo blandiendo la espada contra los musulmanes, popularmente conocida esta iconografía como “Santiago matamoros” como era la costumbre de la época.

Esta era consecuencia de las leyendas castellanas en las que se narraba la intervención milagrosa del Santo en auxilio de los caballeros cristianos en las batallas contra los musulmanes de las que por ejemplo se hace eco el hispanista Washington Irving en algunas de sus obras relacionadas con la Reconquista.



 Otros lienzos representan a la Virgen con el Niño y San Francisco de Asís, santo de gran devoción para los Reyes Católicos que también aparecen retratados en la parte inferior en actitud orante.

En muy pocas fechas puede contemplarse éste retablo. Es el caso de cada 2 de enero, nuevamente granadinos y turistas pudieron ver ésta desconocida pieza de nuestro patrimonio, que permanece oculta casi todo el año. Permanece cerrada esta capilla durante todo el año con la excepción de la jornada del 2 de enero en el que el Patronato de la Alhambra mantiene la tradición de abrir sus puertas para que sea contemplada por los visitantes del monumento.






La fachada de la puerta que da al interior de la muralla conserva parte de la decoración original en las albanegas del arco de herradura, que muestra una red polícroma de rombos cerámicos, esmaltados en blanco y azul.


 Una vez franqueada la puerta interior se presenta "la corraleta", es decir, un amplio pasillo donde se alineaban los jinetes esperando ser lanzados al contraataque. 


 Frente a ella se desarrolla una amplia calle antemuro, al pie de la muralla, reforzada tras la conquista, mediante restos de lajas sepulcrales.

Continuando brevemente el ascenso de la calle se desemboca en el punto de inicio del itinerario oficial de visita, la fachada de la Puerta del Vino, ante la Plaza de los Aljibes.



Por esta razón están construidos en rampa todos los corredores de la puerta. A la derecha de la puerta misma hay un camino de ronda que se extendía a todo lo largo de la muralla de la Alhambra, unas veces cubierto y otras al raso, pero lo suficientemente alto como para poder hacer las rondas a caballo.



Por esta puerta sale el Sábado Santo camino a la Catedral María Santísima de la Alhambra



Resultado de imagen de procesion de santa maria de la alhambra



Resultado de imagen de procesion de santa maria de la alhambra



No hay comentarios:

Publicar un comentario