viernes, 15 de noviembre de 2013

BASÍLICA DEL PILAR II

Archivo:0849 pilar ebro 2004.png

INTERIOR

La disposición interior de la basílica del Pilar se articula en tres naves —la central más ancha— y siete tramos, que descansan sobre gruesos pilares decorados con pilastras adosadas clasicistas.

 Sobre ellos hay unos sobrios entablamentos que soportan cúpulas sobre pechinas y bóvedas rebajadas. En los muros se abren capillas laterales cubiertas con cúpulas con linterna o bóvedas.

 Los intradoses de los arcos de medio punto, cuellos de bóvedas y cúpulas fueron decorados en 1871 por el escultor Manuel Miguel Gálvez con guirnaldas y putti.

Archivo:Zaragoza - Basilica del Pilar 17.JPG

 En la Basílica del Pilar están enterrados la mayoría de los arzobispos zaragozanos de la Edad Moderna, así como también reposan los cuerpos de San Braulio y del duque de Zaragoza, el general Palafox, entre otros. Como curiosidad hay que hablar de las bombas que se lanzaron sobre la basílica en la Guerra Civil.

File:Basilica del Pilar 02.JPG
En la madrugada del tres de agosto de 1936 un bombardero Fokker F-VII del ejército republicano español, volando a baja altura, lanzó cuatro bombas sobre la ciudad; una de ellas cayó en las calles de Zaragoza, fuera del templo; otra cayó en la misma plaza del Pilar, frente a la calle Alfonso,



Basílica de Nuestra Señora del Pilar.jpg

PINTURAS AL FRESCO

Están pintadas todas las cúpulas que rodean y coronan la Santa Capilla. Antonio González Velázquez pintó en 1753 la cúpula elíptica sobre la capilla de la Virgen y las restantes los hermanos Ramón y Francisco Bayeu y Francisco de Goya, que decoró la que lleva el nombre de Regina Martirum (Reina de los Mártires) y la bóveda del Coreto

Cupulas de la basilica de nuestra señora del pilar
 También recibieron ornamentación pictórica la cúpula mayor, la que cubre el órgano y Coro Mayor, y la cúpula elíptica de la nave central de delante del Coro. Los bocetos de muchas de estas obras se guardan en el museo de la catedral.


PINTURAS DE LAS CÚPULAS  DEL ENTORNO A LA  SANTA CAPILLA  S. XVII



Santa Capilla

En 1752, mientras se comenzaba a edificar la Santa Capilla, Ventura Rodríguez propuso que decorara la cúpula elíptica de este espacio el joven Antonio González Velázquez, que se encontraba en Roma estudiando con Corrado Giaquinto. Tras diseñar los bocetos preparativos con la colaboración de su maestro el pintor italiano, comenzó la ejecución del fresco con el tema


 La construcción de la Santa Capilla y la Venida de la Virgen del Pilar en la media naranja, a lo que sumó la decoración de las pechinas con la representación de Cuatro mujeres fuertes de la Biblia.

 La ornamentación pictórica fue inaugurada en 1753. En ella González Velázquez mostró su perfección académica en el dibujo y su fluido uso del cromatismo rococó.


En dicha cúpula está representada "La Venida de la Virgen a Zaragoza" y la "construcción de la primitiva Santa Capilla8 por Santiago" y los convertidos a las orillas del Ebro (como vemos en estas imágenes de la Santa Capilla,

  Coreto de la Virgen

 No fue hasta 1772 que se continuó la decoración al fresco, con el encargo que entonces se hizo a un joven Francisco de Goya de la bóveda del coreto de la Virgen, donde representó la Adoración del Nombre de Dios.


Desde esos años, el cabildo catedralicio había encargado a Francisco Bayeu, por entonces pintor de la Corte, el resto de las cúpulas y bóvedas que rodeaban a la Santa Capilla.
Boceto de El nombre de Dios adorado por los ángeles, fresco de la bóveda del Coreto de la Virgen, por Francisco de Goya (1772

Regina Patriacharum Cúpula 


pintada al fresco por Ramón Bayeu (1781).

 Regina Sanctorum Omnium Bóveda pintada al fresco por Francisco Bayeu (1772-1780).
 Regina Virginum Cúpula pintada al fresco por Ramón Bayeu (1781)


 Regina Angelorum Bóveda decorada por Francisco Bayeu




Regina Apstolorum





Regina Sanctorum Omnium (Reina de todos los Santos)

. A partir de 1780 Francisco Bayeu contó con su hermano Ramón y su cuñado Francisco para finalizar la corona de la ornamentación de la Virgen. Goya se encargó de la cúpula situada frente a la capilla de San Joaquín con la letanía Regina Martirum.







Debajo de la Virgen, San Pedro y San Pablo, con las llaves y la espada.


Los Santos Niños y Santa Catalina

Sin embargo, al cabildo no le agradó su técnica suelta y su dibujo poco académico, por lo que, tras pintar con mayor adecuación clasicista las pechinas después de haberle sido rechazados los primeros borradores para estas, dejó el proyecto muy dolido con el cabildo y enemistado con su cuñado Francisco. Ramón Bayeu pintó otras tres cúpulas con los asuntos Regina Virginum, Regina Patriarcarum y Regina Confessorum.
Cpia el enlace y pinturas cmpleta


http://apuntes.santanderlasalle.es/arte/neoclasico/pintura/goya/goya_el_pilar_cupula_regina_martirum.htm

CÚPULAS CENTRALES Y PIES DEL TEMPLO  S. XIX Y XX

Tras la catástrofe de la Guerra de la Independencia hubo que esperar a la segunda mitad del siglo XIX para continar con el programa decorativo

 En 1872 se concluyeron las pinturas de los gajos de la cúpula mayor, en la que, según el proyecto de Bernardino Montañés, colaboraron los más importantes pintores aragoneses de su tiempo.

Montañés pintó una Coronación de la Virgen; Marcelino de Unceta los Mártires aragoneses y los Santos Obispos de la región; Francisco Lana, Santiago y los convertidos; Mariano Pescador, Santos Confesores de Aragón y los Innumerables mártires de Zaragoza; León Abadías, Santas aragonesas y Primeros Santos del Nuevo Testamento. Estos dos últimos pintaron también las pechinas con los cuatro Evangelistas. Finalmente, en 1941, Ramón Stolz pinta la bóveda sobre el Coro Mayor con la Alegoría de la música glorificando a Dios y en 1955, la cúpula elíptica inmediata con una Alegoría del Rosario.

 También pintó dos frescos en los muros del tramo central. El situado al costado de la Sacristía Mayor representa el Milagro de Calanda y el del frente, junto al Museo del Pilar, La Rendición de Granada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario